Inicio » Voz Pública » Al Son del texto / Tina Rodríguez
Al Son del texto / Tina Rodríguez

Al Son del texto / Tina Rodríguez

Pues si otras cosas no pasan de las ya varias vistas, solo faltaría que resuelven en el PRI y PVEM en torno a la elección a gobernador en Chiapas, y con mucho se dice que salvo se trate de entregar la entidad, irían cada cual por su lado.
Desde luego que la especulación sigue mientras el caso Aguilar Bodegas le viene a dar otro ingrediente más al tramo de la sucesión en Chiapas, mientras la fiscalía dio a conocer que se le investiga por manejo de recursos millonarios, y solo falta que se le dejen venir en cascada una serie de denuncias de parte de organizaciones campesinas que se vieron afectadas durante su paso por la secretaría del campo.
Como a muchos, sorprendió que sus cercanos y seguidores se extrañaran de esto, pero que olviden que Josean conoce muy bien a su ex partido ni duda, y con seguridad ya veía venir algo así.
El hecho de que le enviaran a su domicilio documentación que lo comprometía y que estaba destinada a la fiscalía, pues hizo también suponer que esa equivocación no fue tal y sí un “pitazo” que el resolvió hacer público como estrategia de persecución política que, según sus seguidores, se hizo efectiva con el anuncio del fiscal anticorrupción.
Para pocos el mensaje es “tu no vas”, y que él no quiere escuchar.
Esto hace suponer que las aspiraciones de Aguilar Bodegas se caen, pero éste insiste que no, que va por la grande en un partido en el que la mayoría de sus cuadros dirigentes, lo ve de reojo.

Al Son que me toquen

No sorprendió que los altos funcionarios mexicanos sean mejor pagados que los de EU y Canadá, solo superados por los de Colombia, y esto en la idea de que así evitar su corrupción vía narcos.
Pero aparte, de siempre me he preguntado el por qué los trabajadores pagan sus pasajes a la chamba, y los altos funcionarios no; porqué a éstos se les da unidad y chofer, gastos de representación y demás mercedes… ¡Si ganan más dinero que varios trabajadores a sueldos miserables juntos!
Es de suponer que tienen su propio vehículo.
Entonces que paguen su transporte como todos o que usen sus carritos… no los oficiales que por cierto, son carísimos, y se les otorga por “servirnos” una vida de ricos.

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*

dieciocho − quince =