Inicio » Voz Pública » Análisis a Fondo / Francisco Gómez Maza
Análisis a Fondo / Francisco Gómez Maza

Análisis a Fondo / Francisco Gómez Maza

Dejad que los políticos se acerquen a mí

Gran entusiasmo por Nassón del líder del Senado
El Bronco, otro buen “feligrés” de la Luz del Mundo

Qué. ¿Será tan importante, como el Cardenal de la Arquidiócesis de la Ciudad de México, el señor Naasón Joaquín García, líder de la iglesia de La Luz del Mundo?
Cumplió 50 años. Y su cumpleaños fue celebrado en la catedral de la cultura laica de México, el Palacio de Bellas Artes, en donde ningún cardenal, ni menos obispo, ha sido homenajeado. Y eso que la mayoría de los mexicanitos son católicos. La homenajeada fue organizada por un senador del partido verde, del rebaño de Nassón, cuyo nombre de pila no tiene la menor importancia. O sea que este escribidor no recuerda.
Además, lo más escandaloso, es que, a los pocos días del homenaje, viajó a Los Ángeles, donde recibió el regalo de su vida. Fue aprehendido por la policía de esa ciudad californiana, acusado de trata de personas, pornografía infantil, violación de menores y otra veintena de delitos sexuales.
Híjole. Y con tantos políticos admiradores, morenistas, la mayoría, seguidores del su Líder, Andrés Manuel López Obrador, salvo uno que otro opositor.
Pero en el homenaje al pastor, acusado de abusar sexualmente de su rebaño, estuvieron: el gobernador de Nuevo León, “El Bronco”; el impoluto presidente de la mesa directiva del Senado de la República, Martí Batres, uno de los dedos chiquitos de Andrés Manuel; el diputado presidente de la Comisión de Cultura, Sergio Mayer, et alteri, que se sienten atraídos por el impresentable Nassón, que desde siempre tiene en su bolsillo a muchos políticos. Nada qué ver con aquel histórico potentado obispo Antonio Chedraoui, que se codeaba con la creme de la creme de lo que el líder llama “la mafia del poder”.
Naasón Joaquín García, cuyos acólitos andan recolectando el diezmo para pagar 50 millones de dólares que le fijó el juez como fianza para salir de la cárcel y seguir su proceso en libertad, ha recibido el favor de senadores, diputados, alcaldes y gobernadores, para quienes tiene un especial atractivo. Y lo siguen de todos los colores. Algo les debe de dar que hasta el de Nuevo León lo admira.
Pero, además, tales admiradores explican que no fueron a ver a Nassón, ni a homenajearlo por sus bodas de oro, sino a ver el espectáculo, invitados por el verde discípulo del profeta del señor. Pero muchos políticos mexicanos siempre han mantenido relaciones de amistad y admiración con los líderes de la Luz del Mundo, que, nada tontos, se han rodeado de la alta burocracia mexicana, la del billete grande. Ahora, como el apóstol Píter, lo niegan. Desmemoriados, diría Pedrito Jiménez Rodríguez.
El presidente del Senado negó cualquier relación con la iglesia guadalajarense (fue fundada en la Perla) y se declaró “agnóstico” Aseguró a reporteros que lo interrogaron que acudió a Bellas Artes para disfrutar de una ópera y un concierto de música clásica. “Tampoco participé en ninguna organización; asistí como cualquier ciudadano; los boletos me los obsequió Israel Zamora”, añadió Batres, en referencia al senador que sí forma parte de la asociación y que fue el organizador del homenaje al ahora atribulado Nassón. Es que se esperaba que le iban a echar el guante cuando bajaba del avión que lo llevó a Los Ángeles.
Mayer también negó haber participado en un acto religioso. El actor y diputado de Morena también asistió al acto en Bellas Artes. “Tuve el gusto y el honor de conocer al líder espiritual de la organización religiosa la Luz del Mundo. Coincidimos en un evento completamente cultural, lleno de arte, un espectáculo de ópera teatral completamente laico”, escribió en sus redes sociales. Ni idea tenía que la policía de la capital californiana le tenía preparada una recepción.
En 2015, Jaime Rodríguez, el Bronco, ofreció un discurso ante los seguidores de la Luz del Mundo ya como gobernador electo de Nuevo León. Lo hizo en Guadalajara, donde también participó el priista Héctor Yunes, precandidato a gobernador en Veracruz. En aquel evento político-sectario participaron los entonces alcaldes de Tepic, Leopoldo Domínguez; de Guadalajara, Ramiro Hernández, y de Tonalá, Jorge Arana.
De acuerdo con versiones periodísticas, el año pasado, el ahora alicaído gobernador de Baja California Francisco Vega, reconoció a Naasón como “Embajador del Reino de los Cielos”. El de Durango, José Rosas, le entregó un documento donde elogiaba a la iglesia, que “promovía la formación de los mejores humanos del mundo”. Los alcaldes de Tecate y de Rosario, así como el de Acapulco, le entregaron al líder “espiritual” acusado de pornografía infantil, las llaves de la ciudad, “por ser un visitante distinguido”. Diputados federales de Jalisco, donde nació la iglesia “por designio divino” en 1926, también le ofrendaron en los últimos meses un reconocimiento oficial por su labor. análisisafondo@gmx.com

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*

cinco − dos =