Inicio » Voz Pública » Análisis a Fondo / Francisco Gómez Maza
Análisis a Fondo / Francisco Gómez Maza

Análisis a Fondo / Francisco Gómez Maza

Rosario Robles Berlanga

La colaboradora de Peña fue encarcelada en Santa Martha Acatitla
El ex auditor Portal dice tener pruebas en contra de la ex funcionaria

Este martes 13 no fue un día de suerte para la polifacética Rosario Robles Berlanga. Se pasó toda la noche, en un juzgado del Reclusorio Sur, declarando ante un juez y, al alba, fue llevada para ser encarcelada en el penal femenino de Santa Martha Acatitla, acusada de uso indebido del servicio público por la llamada Estafa Maestra por unos 5 mil millones de pesos en la Secretaría de Desarrollo Social, que ella encabezó en el sexenio de Peña. Estará dos meses en prisión en tanto se desahogan las pruebas a favor o en contra de la acusación del juez.
Un juez de control le dictó prisión preventiva a la ex secretaria y amiga del ex presidente y, poco antes de las siete de mañana, antes de empezar los noticiarios de esa hora, me hablaron mis informantes para reportarme que la ex secretaria del gabinete del ex presidente Enrique Peña Nieto estaba siendo trasladada del Reclusorio Sur, donde se dio un largo careo de Robles Berlanga con los ministerios públicos y el juez de control, quien, al final, consideró que debía mandarla a la cárcel de Santa Martha a la ex funcionaria.
Rosario Robles enfrenta una acusación del MP, con pruebas de la Auditoría Superior de la Federación, por uso indebido del servicio público cuando estuvo al frente de la secretaría de desarrollo social y la secretaria de desarrollo agrario, territorial y urbano.
La nota que publiqué a eso de las 06:30 de la mañana de este martes informa que un juez vinculó a proceso a Rosario Robles por uso indebido del servicio público cuando ella estuvo frente de la Sedatu y la Sedesol, y ordenó dos meses de prisión preventiva justificada en el penal de Santa Martha Acatitla para que se concluya la investigación complementaria.
Tras una audiencia maratónica de más de 12 horas, el juez de control Felipe de Jesús Delgadillo Padierna determinó aplicar el delito como agravado por haber sido continuo en prácticamente todo el pasado sexenio.
La Fiscalía General de la República (FGR) imputó a Robles como responsable, por omisión, del desvío de unos cinco mil 73 millones de pesos en contra del erario. El impartidor de justicia le dio un plazo de dos meses a la Fiscalía General de la República para la conclusión de la investigación complementaria y, en caso de necesitar más tiempo, podrá solicitarlo.
Ya era esperad el desenlace de esta historia. La Auditoría Superior de la Federación, dependiente de la Cámara de Diputados, tiene legajos y legajos de pruebas de los multimillonarios desvíos de recursos utilizando varias universidades del interior del país, así como un sin número de empresas inexistentes. La semana pasada, Juan Manuel Portal fue entrevistado por Azucena Uresti, de Milenio, en Radio Fórmula, sobre el tema y el ex auditor de la federación dio pelos y señales de toda la podredumbre financiera de las cuentas de los presupuestos que estaban a cargo de la ahora encarcelada. Dijo entonces Portal, que hasta en la Cruzada Contra el Hambre había un horrible cochinero de corrupción.
Juan Manuel Portal le aseguró a Uresti que el ex presidente Enrique Peña Nieto estaba enterado de las irregularidades en la Sedesol y en la Sedatu, por las que hoy se investiga a Rosario Robles. El ex auditor dijo que se reunió en una ocasión con el mandatario y le comentó lo que sucedía. En la reunión, Portal le entregó a Peña un informe verbal de las irregularidades que había en la Secretaría de Desarrollo Social, que derivaron en la indagatoria que se están haciendo contra Rosario Robles. Portal detalló que, tras dicha reunión, se decidió hacer una revisión conjunta entre tres dependencias.
Recordarán que este asunto fue un gran escándalo cuando lo divulgó el digital Animal Político bajo el encabezado de La Estafa Maestra. Los periodistas investigadores daban pelos y señales de los actos presuntamente de corrupción que se operaban desde la Secretaría de Desarrollo Social, encabezada entonces por Rosario Robles Berlanga,
Robles sabía que, en ambas dependencias de las que ella fue titular, funcionarios a su cargo cometían irregularidades en la contratación directa de entes públicos, pero presuntamente no hizo nada para evitarlo ni lo informó al ex presidente Enrique Peña Nieto. No sería extraño que el juez de control llamara a declarar sobre el asunto tanto a José Antonio Meade, sucesor de Rosario en la Sedesol, y al ex presidente. @analisisafondo @AFDiario

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*

4 × 1 =