Inicio » Principales » La botana le ganó al fut
La botana le ganó al fut

La botana le ganó al fut

En los botaneros de Tuxtla Gutiérrez no se sintió la pasión en el arranque de la Copa del Mundo Brasil 2014

Rodrigo Ramón Aquino

Aquí sólo se ha sustituido del sonido ambiental de Paquita la del Barrio por la voz de los comentaristas deportivos que narran el partido inaugural de la Copa del Mundo Brasil 2014.
Son las tres de la tarde, inicia el descanso de medio tiempo. Los equipos se retiran a sus vestidores con un tanto para cada uno. Quién otro si no Brasil iniciaría las hostilidades deportivas. de este torneo que paraliza al mundo Esta vez se enfrenta a una Croacia con uniforme tradicional, ese que parece mantel o manta de las tortillas, cuadros rojos con blanco.
Para ser el inicio del Mundial poca gente se ha reunido en este bar familiar al oriente norte de la capital chiapaneca. No está lleno, a lo mucho un 70 por ciento de la capacidad del local vino a comer, ninguno de los presentes porta camisetas deportivas en apoyo a equipo alguno. Simplemente parece otro jueves común, muy parecido al viernes.
El Andariego ha dispuesto cinco pantallas planas para apreciar toda la intensidad del fútbol, pero la mayoría de las personas aquí reunidas prefiere atender su celular, intentar seducir a la compañera de trabajo, hacer reír a los amigos con algún buen chiste, pero de espíritu hincha poco.
En este medio tiempo, el mesero apresura la cortesía, una sopa de chipilín con bolita y recomienda afanosamente el chicharrón de barriga (acá es muy bueno) y la promoción en cubetas de cervezas.
Los comensales piden las especialidades de la casa: lengua guisada, frijol con chile de Simojovel, carraca, patitas envinagradas, ensalada de camarón, macabil. Jarras de michelada con Sol o Indio o ya encarrerado el ratón medios pomos de trago. Un día relativamente normal para los meseros.
Se reanuda el partido. Brazil en poco tiempo se pone a la delantera con un dudoso penal y al rato aumentará su ventaja.
Acá platican de todo, menos del partido. La presencia de esta gente obedece más a la obtención del recurso para presumirle a sus compañeros burócratas y asalariados que mientras ellos tenían que estar en su oficina, acá se pide otra ronda de cervezas.
Este jueves futbolero no se asemeja en nada a los viernes de periodistas y políticos retirados que llevan al límite el aforo de este establecimiento. Acá ocurren muchas cosas: se canta, se baila, se cuentan chistes, se critica al gobierno y se queja uno de sus penas amorosas y de las vicisitudes laborales. En sencillas palabras: se intenta vivir.
El partido concluye con un 3 a 1 favor el anfitrión, pero nadie aplaude. Hay en el ambiente un valor entendido: “ni modo que perdiera en plena apertura y en su país” y nadie dice más nada. Mejor se ocupan ahora de revisar otro la carta y pedir ahora camarón en agua chile, carne tártara y una mojarra frita.
Qué ocurrió. Bueno, es probable que todos los apasionados de verdad hayan estado en el parque central, donde el gobierno del estado instaló pantallotas para ver el fucho y donde se pudo ver al Gobernador enfundado en la casaca verde y acompañado de la escultural Lorena Herrera.
Pero bueno, esto apenas empieza, hay todo un mes para reponerse.

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*

17 − 4 =