Inicio » Chiapas » Buscan desaparecer las Asambleas de Barrio
Buscan desaparecer las Asambleas de Barrio

Buscan desaparecer las Asambleas de Barrio

El Secretario General de Gobierno envió al Congreso del Estado la Iniciativa de Decreto por el que se deroga la Fracción VII del Artículo 12 y Artículo 91 de la Constitución Política del Estado de Chiapas

Víctor Lara

A cinco años de su creación desaparecerán las Asambleas de Barrios, la estructura electoral con la que Juan Sabines operó de acuerdo a sus intereses políticos y financieros, empoderando a los líderes, quienes mantenían un control sobre los habitantes de los barrios y colonias.
Cabe señalar que en estas estructuras se manipulaba incluso el dinero recibido para infraestructura social, a tal grado de no realizar obras y repartirse el presupuesto entre algunos de sus integrantes, ignorando que en ocasiones había la asignación de 360 pesos por familia, dinero que nunca fue comprobado, mucho menos auditado, aun cuando existía la responsabilidad como Persona Moral Legalmente Constituida.
El día de hoy el secretario general de Gobierno, Eduardo Ramírez Aguilar envió al Congreso del Estado la Iniciativa de Decreto por el que se deroga la Fracción VII del Artículo 12 y Artículo 91 de la Constitución Política del Estado de Chiapas. Que a la letra dice:
Artículo 12.- Los ciudadanos chiapanecos tienen derecho a: VII. Ejercer la democracia participativa conformando Asambleas de Barrio en términos de esta constitución y la ley en materia.
Artículo 91.- Los ciudadanos tendrán derecho a constituirse en Asambleas de Barrios como organismos sociales para tomar acciones comunitarias y ejercer de manera transparente y solidaria los recursos que se les otorgue para obras de beneficio colectivo, teniendo la obligación de la rendición de cuentas, impulsando la democracia participativa en el Entidad, en el ámbito de competencia de los gobiernos Estatal y Municipal.
Esta determinación es contraria a los compromisos adquiridos por Manuel Velasco Coello, tomando en consideración lo que expresó el pasado 22 de Junio del 2012, cuando en campaña a la gubernatura se comprometió a dar un nuevo impulso al programa “Chiapas Solidario” y a aumentar el presupuesto asignado a las Asambleas de Barrio para concluir a tiempo sus obras.
“Son las y los hombres de Chiapas quienes eligen las prioridades, los que eligen si se necesita una calle, parque, o la obra prioritaria del barrio y municipio; en mi gobierno las Asambleas de Barrio van a continuar; vamos a seguir empoderando al pueblo y otorgándoles recursos para que sean ustedes los que elijan cuál es la obra prioritaria que desean realizar”, expresó ante un Polyfórum Mesoamericano abarrotado por simpatizantes.
Y agregó: “Ustedes son la gente de lucha, la gente que día con día trabaja, la gente bonita y trabajadora de Chiapas, va mi mayor reconocimiento para las asambleas de barrio, son las y los hombres de Chiapas quienes eligen las prioridades, los que eligen si se necesita una calle, parque, o la obra prioritaria del barrio y municipio; en mi gobierno las asambleas de barrio van a continuar; vamos a seguir empoderando al pueblo y otorgándoles recursos para que sean ustedes los que elijan cuál es la obra prioritaria que desean realizar”.
Las Asambleas de Barrios tienen su origen en 1988 cuando se crea el Programa Nacional de Solidaridad (Pronasol), una de sus características principales fue la importancia y enfoque en incorporar la participación de la comunidad en la definición y en la realización de las obras y acciones de beneficio social que se llevaron a cabo a través de este programa.
En 1998 como parte de las reformas al sistema de transferencias, se incorporaron en el Presupuesto de Egresos de la Federación (PEF) y en el Capítulo V de la Ley de Coordinación Fiscal (LCF), los Fondos de Aportaciones Federales o Ramo 33, estableciéndose como prioridad la promoción de la participación social, por lo que se crean los Comités Comunitarios y Consejos de Participación ciudadana.
Derivado de la reforma a la Ley de Planeación en el Estado de Chiapas en 2005, se constituye la figura de los Comités de Planeación para el Desarrollo Municipal (Copladem), como el Órgano Colegiado de Planeación y Participación Social.
En ese sentido, a inicio de la administración de Juan Sabines Guerrero se contempló en el Plan de Desarrollo Chiapas Solidario 2007-2012, dentro del Objetivo 1, del Eje 1, de Gobierno de Unidad y Promotor de la Democracia Participativa, estableciendo la prioridad de incluir en la integración de los esquemas de participación ciudadana solidaria, figuras organizativas locales, instrumentando y fortaleciendo la participación ciudadana a través de las Asambleas de Barrios, y coordinando la participación ciudadana.
En este sentido, “preocupados por promover y fomentar la participación ciudadana”, Sabines crea las Asambleas de Barrios, (Periódico Oficial núm. 207 de Fecha 30 de Diciembre 2009) como figuras organizativas locales que adoptan los ciudadanos que conviven en barrios, colonias, ejidos y comunidades, estas tienen hasta el día de hoy la finalidad de organizar a la sociedad para identificar sus demandas y necesidades de manera plural, democrática, participativa y solidaria.
Y en la búsqueda de satisfacer las necesidades de la sociedad se creó el Instituto Chiapas Solidario, como un órgano desconcentrado y jerárquicamente subordinado a la Secretaría de Desarrollo Social, con plena autonomía técnica, administrativa, de gestión, operativa y presupuestal y de ejecución, con el fin de vincular las demandas de la sociedad en los programas de Gobierno, mediante Decreto de Modificación del Periódico Oficial No. 097 con Número de Decreto Pub. No. 814-A-2008-C Sección de fecha jueves 05 de junio de 2008.
Tiene sustento Jurídico en La Ley de Participación Social Para el Estado de Chiapas, Ley de Desarrollo Rural Sustentable, Reglamento de las Asambleas de Barrios y Programa Institucional Instituto Chiapas solidario 2007-2012.

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*

14 − 9 =