Inicio » Capital » Restaurando la historia
Restaurando la historia

Restaurando la historia

Continúan los trabajos para rehabilitar el Centro Social Francisco I. Madero de Tuxtla Gutiérrez, un edificio emblemático de la capital que estuvo en el abandono por mucho tiempo

Óscar Aquino / Portavoz

La rehabilitación integral y estructural del Centro Social Francisco I. Madero continúa en marcha y presentan un considerable nivel de avance. En 2015, autoridades municipales y el senador Zoé Robledo gestionaron un recurso superior a los 27 millones de pesos para restablecer este espacio de importante valor histórico para la capital del estado.
Este inmueble, que data del año 1946 y que ha sido en diferentes etapas, Teatro del Estado y oficinas gubernamentales, entre otras cosas, se dejó en el olvido desde hace alrededor de 20 años hasta que surgió el interés de rescatarlo y hacerlo funcionar como un centro cultural y social.
Los trabajadores realizan las labores necesarias para la reconstrucción de las instalaciones hidráulicas y eléctricas. Parte del proyecto también es la construcción de una galería para exposiciones y promoción de obras de arte tanto plásticas como fotográficas.
Se construirán salones para talleres de danza, música y canto. Se rehabilitará el auditorio en el que podrán entrar 521 personas; además habrá nueve espacios para personas con discapacidad, cuatro camerinos y vestidores. Asimismo, se hará una sala audiovisual para proyectar cine y documentales, así como materiales históricos, culturales y de promoción al turismo estatal. Llevará también oficinas administrativas, cafetería y sala de lectura.
En total son mil 200 metros cuadrados de extensión en el Centro Social Francisco I. Madero, un lugar al que le quieren devolver el estatus de punto de encuentro de expresiones artísticas y culturales, y su carácter de edificio de valor histórico para la ciudad.
Hace unos tres años, un grupo de jóvenes se coordinaron y organizaron eventos culturales y artísticos en las afueras del Centro Social, como una manera de exigir que fuera recuperado y puesto en funcionamiento.

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*