Inicio » Voz Pública » Deuda millonaria mantiene en agonía al sector salud / Héctor Estrada
Deuda millonaria mantiene en agonía al sector salud / Héctor Estrada

Deuda millonaria mantiene en agonía al sector salud / Héctor Estrada

La Secretaría de Salud en la entidad enfrenta uno de sus mayores retos en materia financiera, pues ostenta una deuda con proveedores de medicamentos, material de curación, alimentos, papelería e insumos que asciende a más de 350 millones de pesos, muy por encima del presupuesto anual que recibe la dependencia estatal.

Las malas decisiones hicieron que desde hace más de un año el sector salud en la entidad comenzara a arrastrar una millonaria deuda que hoy resulta incosteable para la secretaría bajo el cargo de Francisco Javier Paniagua. Es un monto moroso que parece insuperable a corto plazo, si tomamos en cuenta que la dependencia recibe un presupuesto anual de 300 millones de pesos.
Y es que desde a principios del 2014, de manera repentina y unilateral, la Secretaría de Salud decidió suspender los pagos de facturas atrasadas y recurrir a nuevos proveedores de medicamentos e insumos. Sin aviso, ni justificación, simplemente se concluyeron contratos con deudas atrasadas.
Sin embargo el problema no quedó ahí. Según los involucrados en el conflicto administrativo, los nuevos proveedores han resultado aún más costosos que los anteriores, con precios por encima de los anteriores que ya están metiendo en aprietos al sistema de salud en la entidad.
Es un asunto que, aseguran, está afectando lentamente a alrededor de mil hospitales y clínicas del estado que dan atención a cuatro millones 700 mil chiapanecos con desabasto de medicamentos, además de los problemas financieros que podrían agudizarse durante los siguientes meses o años por la falta de liquidez.
Actualmente Chiapas es uno de los cinco estados que mayor presupuesto percibe de la Federación en materia de salud, por lo que será indispensable abordar la situación con seriedad y responsabilidad para negociar el finiquito de la deuda y minimizar los efectos negativos en las finanzas públicas de este importante rubro.
Hay que reconocer que la escasez de medicamentos y los quebrantos financieros heredados por las malas administraciones del pasado no son asuntos nuevos dentro del sistema de salud de Chiapas, no obstante, es inadmisible seguir asumiendo malas decisiones por razones que también deberán explicarse.
Aquí el reto es para el actual titular de la Secretaría de Salud, Francisco Javier Paniagua, quien tendrá en sus manos la responsabilidad de abordar tremendo problema con inteligencia y capacidad a fin de evitar que este “bomba en gestación” termine por convertiste en el diagnostico terminal de su administración.

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*