Inicio » Colores » Héctor Cortés Mandujano, la mente detrás de La Divinidad del Monstruo
Héctor Cortés Mandujano, la mente detrás de La Divinidad del Monstruo
Foto: Salvador Velázquez

Héctor Cortés Mandujano, la mente detrás de La Divinidad del Monstruo

El dramaturgo y director escénico cuenta sobre sus orígenes y su trayectoria, además revela un poco sobre lo que se tiene preparado para la Muestra Estatal de Teatro Chiapas 2020

Lucero Natarén / Aquínoticias

La Muestra Estatal de Teatro Chiapas 2020 inició este 03 de diciembre. Este evento cultural tendrá entre su cartelera una obra peculiar, la Divinidad del Monstruo, la cual busca salirse de los estándares de las obras convencionales. Su contenido de ciencia, filosofía, literatura, psicología y religión, la hacen única.

La Divinidad del Monstruo es un diálogo entre dos personajes que nunca queda claro quienes son ni su relación, pero sí que están vinculados con la vida, la muerte, el ejercicio sexual, el sentido mismo de la existencia, describe su autor, el escritor, dramaturgo y director escénico, Héctor Cortés Mandujano.

“Es una reflexión sobre muchos temas que están ligados a todo lo que tiene que ver con nuestra estancia en la Tierra. Es una obra multitemática y que lleva al espectador por un viaje en el que seguramente va a pensar sobre sí mismo y sobre lo que hace en el mundo”.

Para entender la mente de este prolífico autor de obras reconocidas como Acteal, guadaña para 45; La muerte, esa bestia negra; Carámbura y las más recientes: Dormir, tal vez soñar y la teatrópera ¿Te sabes una de José Alfredo?, es inherente conocer sus orígenes.

Héctor Cortés Mandujano nació en la Finca El Ciprés, municipio de Villaflores, Chiapas a principio de los 60. Cuando era apenas un pequeño conoció a su gran amor, la lectura. “Desde niño empecé a leer, y descubrí que era el mundo que más me interesaba. Me interesaba más que la realidad”.

Cortés Mandujano recuerda que desde muy joven lee teatro, un género que, según él, no tiene tantos lectores, incluso menos que la poesía. “A mí siempre me atrajo, porque todo lo convertía de algún modo a eventos teatrales. Leía una novela y me imaginaba los personajes y suponía como hablaban, como se movían”.

Narra que en la secundaria descubrió que tenía buena memoria, pero también una debilidad, el pánico escénico. Pese a su amor por el teatro, participar en él, era un sueño que sólo vivió en su mente, hasta cumplir los 18 años de edad, cuando todo cambió.

A esa edad conoció a varios mentores que lo formarían en el teatro, su primer maestro, cuenta, fue un ritualista del teatro “noh” japonés y su segundo maestro alguien “muy físico”, quien lo llevó al límite en la lectura y el entrenamiento físico.

Con su potencial despierto llegó a convertirse en un autor de 50 libros y merecedor de múltiples premios, tanto a nivel nacional como internacional.

Actualmente, en la cúspide de su trabajo y trayectoria, a 38 años de haber hecho su primer montaje, continúa amando la lectura, pero también la escritura, a las cuales se siente ligado, también gusta del séptimo arte y la buena música.

Por otro lado, su trabajo como escritor y autor no cesa. Reveló que trabaja en una novela llamada Serse, misma que aún no ha publicado y trata sobre la transmigración de las almas, además, para principios de 2021 proyecta montar otra obra.

Luego de este pequeño viaje por la vida y obra del artista, no debe dudarse que este sábado 5 de diciembre a las 18:00 horas en el Teatro de la Ciudad Emilio Rabasa espera una obra de calidad, una experiencia única.

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*