Inicio » Colores » Los juguetes deben “crecer” al ritmo de las niñas y niños
Los juguetes deben “crecer” al ritmo de las niñas y niños

Los juguetes deben “crecer” al ritmo de las niñas y niños

Existen productos destinados para cada rango de edad, conocerlos ayudará a tomar mejores decisiones y que cumplan la función para la cual fueron diseñados

Lucero Natarén / Aquínoticias

La siguiente es una breve guía para identificar los juguetes que son más aptos para las y los pequeños de acuerdo a su edad, es decir, aquellos que brindan habilidades propias del desarrollo motriz y mental de acuerdo a las etapas de desarrollo, de tal forma que no se erre a la hora de hacer un regalo, sea para Navidad o para cualquier fecha especial.

De 0 a 6 meses: Se debe optar por juguetes que ayuden a la niña o niño a distinguir texturas, su cuerpo, formas y colores, los móviles de cuna y muñecos de goma son perfecto ejemplo de ellos.

De 7 a 12 meses: Juguetes sonoros, muñecos de trapo y pelotas puede ayudar en el proceso de aprender a reconocer voces y explorar objetos.

De 13 a 18 meses: En esta etapa la movilidad aumenta y ya son capaces de reconocer mejor las propiedades de los objetos. Cubos para encajar y apilar, andadores y cochecitos son una gran alternativa. Si se busca contribuir a su motricidad fina, hay que considerar las palas y rastrillo de juguete (juguetes de playa).

De 19 a 24 meses: En esta edad comienza a decir sus primeras palabras y comienza a descubrir su entorno. Los cuentos, los rompecabezas simples, muñecas, muñecos, autos de juguete, balancines, triciclos sin pedales y títeres, le ayudarán a conocer más de su entorno.

De 2 a 3 años: Les comienza a interesar las situaciones cotidianas, como la cocina, el trabajo de oficina, escuela, etcétera, por lo que es un buen momento para obsequiar rompecabezas, teléfonos de juguete, triciclos, cocinitas, muñecos-bebés, cualquiera que represente un oficio.

De 3 a 5 años: En esta, la edad de la imaginación, donde ocurren las preguntas y juegos con los amigos y amigas, se puede considerar las bicicletas, pizarras, cuentos, marionetas y muñecos articulados.

De 5 a 8 años: A esta edad es muy común que ya sepan operaciones matemáticas simples, leer y hasta escribir, los juguetes propios para esta etapa serán aquellos que impliquen el movimiento como patines, monopatines, hula hula, cuerdas para saltar, así como aquellos en los que tengan que usar la lógica, como los juegos de mesa, los juegos de memoria, de cartas y de experimentos.

Quizá uno de los regalos más grandes que se puede dar a los más pequeños del hogar es la enseñanza de la empatía y el cuidado ambiental, por lo que se recomienda instruirlos en el cuidado de los juguetes para que al dejar de usarlos puedan ser llevados a casas hogar, donde otros niños con menos oportunidades puedan divertirse con ellos.

Cuando ya no sea posible reparar los juguetes, pueden ser llevados a un centro de reciclaje y si son electrónicos a alguna “feria de reciclaje electrónico”.

 

 

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*