Inicio » Voz Pública » Análisis a Fondo / Francisco Gómez Maza
Análisis a Fondo / Francisco Gómez Maza

Análisis a Fondo / Francisco Gómez Maza

Todo difiere de la Reacción

  • Construcción, reservas, circulante, en orden
  • Grandes avances en el uso popular de las TIC

Ya se veía que el comportamiento de la industria de la construcción venía lento, aunque en plena pandemia de Covid-19 comenzó a reactivarse, pero como veremos más adelante, esta lentitud no afectó el valor real de las empresas constructoras. Tampoco las cifras mágicas del Banco Central, o el empleo del lenguaje misterioso de la Tecnologías de la Información. Locuras de la economía, del cuidado de la casa humana.

En principio, la construcción experimentó un repunte, a pesar de la pandemia, impulsado por las grandes obras públicas de infraestructura, pero luego se vio rebasada por otras ramas manufactureras como la industria automotriz y la agropecuaria de exportación.

Así, de acuerdo con la Encuesta Nacional de Empresas Constructoras (ENEC), levantada por el INEGI, durante el mes abril pasado el valor de la producción, generado por las empresas constructoras, descendió 1.8% en términos reales respecto al mes de marzo.

Con todo, la encuesta reveló que el personal ocupado total registró un incremento de 0.2% y las horas trabajadas aumentaron 2%, aunque en contrapartida las remuneraciones medias reales disminuyeron 0.5% en abril con relación a marzo.

De todos modos, el valor real de la producción de las empresas constructoras mostró un alza de 1.2%; el personal ocupado total, de 4.2%; las horas trabajadas crecieron 12.8% y las remuneraciones medias reales, 0.9%, en abril del presente año, en comparación con abril de 2020.

En lo que se refiere a los balances del Banco de México, que revelan los niveles de la actividad económica general, cuyo comportamiento no es como quisieran los adversarios de la Cuarta Transformación, el estado de cuenta del instituto bancario central, correspondientes al viernes 18 de junio de 2021, se registró una disminución en la reserva internacional por 640 millones de dólares, con lo que su saldo, al cierre de la semana, fue de 192,827 millones de dólares. O sea que la economía continuó activándose.

Simultáneamente, la base monetaria, compuesta por los billetes y monedas que andan circulando entre el público, así como los depósitos bancarios en cuenta corriente en el Banco de México, disminuyó 3,110 millones de pesos, alcanzando un saldo de 2,149,343 millones de pesos, cifra que implicó una variación anual de 15.6%.

El crecimiento de la base monetaria se ha incrementado debido en parte a factores asociados con las medidas sanitarias implementadas en el país, que habrían aumentado la demanda de efectivo por parte del público, como medio de pago. La cifra alcanzada por la base monetaria, al 18 de junio de 2021, significó un incremento de 289,405 millones de pesos. respecto a la misma fecha del año anterior, de acuerdo con el reporte semanal del Banxico.

Y un tercer tópico importantísimo; El INEGI acaba de dar a conocer la Encuesta Nacional sobre Disponibilidad y Uso de Tecnologías de la Información en los Hogares (ENDUTIH) que rinde muy buenas cuentas en la materia del uso de TIC, teléfonos móviles, internet y todo lo relacionado con las actividades en la WEB.

La Encuesta, en la que colaboraron también técnicos de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes y el Instituto Federal de Telecomunicaciones, reveló las siguientes realidades:

En México, cuya población total estaba calculada en 2020 en unos 126.000,000 habitantes, había 84.1 millones de usuarios de internet y 88.2 millones de usuarios de teléfonos celulares.

El 91.8% de los usuarios de teléfono celular contaba con un equipo inteligente (Smartphone).

El 78.3% de la población urbana era usuaria de internet. En la zona rural, la población usuaria se ubicaba en 50.4 por ciento.

Los tres principales medios para la conexión de usuarios a internet en 2020 fueron: celular inteligente (Smartphone) con 96.0%, computadora portátil con 33.7% y con televisor con acceso a internet 22.2 por ciento.

Las principales actividades que realizaban los usuarios de Internet en 2020 eran comunicarse (93.8%), buscar información (91.0%) y acceder a redes sociales (89.0%).

En cuanto a la telefonía celular, en 2020 se contaba, como se citó arriba, con 88.2 millones de usuarios, lo que representaba 75.5% de la población de seis años o más. En 2019 la proporción fue de 75.1% (86.5 millones de usuarios).

Nueve de cada diez usuarios de teléfono celular disponían de un celular inteligente (Smartphone). Entre 2019 y 2020, los usuarios que sólo dispusieron de celular inteligente registraron un crecimiento de 3.5 puntos porcentuales (88.1% a 91.6%).

La encuesta estima que, en 2020, de los usuarios que se conectaban a internet mediante su celular, inteligente (Smartphone), se observaba un aumento de quienes se conectaban sólo por Wi Fi, que pasaron de 9.4% en 2019 a 13.7% en 2020

Durante 2020 se estimaron 44.4 millones de usuarios de computadora, lo que representaba un 38.0% del total de la población en este rango de edad. Asimismo, el porcentaje de usuarios de computadora observado era menor en 5.0% respecto del registrado en 2019.

Por otra parte, en 2020, de 36.0 millones de hogares, 76.6% contaba con por lo menos con un televisor de tipo digital (0.1% más en relación con 2019). Asimismo, en 2020 el número de hogares que disponían sólo de televisor digital se incrementó en 1.4 millones, en comparación con 2019. De esta manera, 96.1% de los hogares del país recibían la señal de televisión digital a partir de televisor digital, señal de televisión de paga o decodificador.

En 2020 también, 71.5 millones de personas eran usuarias de señal de televisión abierta (61.2% del total de la población de seis años o más) y en promedio la veían 2.41 horas a la semana. De los usuarios de señal de televisión abierta, 45.8 millones (64.1%) veían programas de noticias, 38.4 millones (53.7%), películas y 31.4 millones (43.9%), telenovelas.

Por último, eran usuarias de radio 41.0 millones de personas (35.1% de los habitantes de 6 o más años) y escuchaban la programación 2.57 horas en promedio a la semana. De los usuarios de radio, 82.8% escuchaba programas de entretenimiento; 64.3% escuchaba noticiarios y 21.1%, programas relacionados con deportes.

Así que, amigos de la oposición, no busquen donde no hay. Y no hablen nomas porque la lengua no tiene control óseo.

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*